Se entiende por generación ‘un grupo de edad que comparte a lo largo de su historia un conjunto de experiencias formativas que los distinguen de sus predecesores’ (Ogg y Bonvalet, 2006).

Aunque muy sencilla, la definición enfatiza que la mera cercanía de edad no basta para considerar a un grupo como de la misma generación.

Es necesario identificar un conjunto de vivencias históricas compartidas obviamente, de carácter macrosocial, lo cual marca unos principios compartidos de visión de la vida, del contexto y, por supuesto, un conjunto de valores comunes.

Esta condición añadida al mero dato de la edad hace que las definiciones de los grupos generacionales resulten complicadas, especialmente si se trata de analizar diferentes países o culturas.

De esta forma nos encontramos con que la distribución generacional de Estados Unidos donde se han venido realizando hasta la fecha los estudios más pioneros y extendidos sobre las implicaciones de las diferencias entre generaciones para los entornos de trabajo no necesariamente coincide con la europea, y en concreto con la española.

Así, por ejemplo, los baby-boom experimentaron un retraso en nuestro país con respecto a la situación americana, con lo cual si bien coincidiríamos en el pico de natalidad, los valores y puntos de vista entre ambos grupos difieren notablemente por los contextos históricos, sociales y políticos de ambos países.

El hecho de que sean las vivencias comunes y no los rangos de edad los que determinen la definición de una generación marca una diferencia importante en la evolución del estudio intergeneracional.

Algunos autores mantienen que la velocidad  vertiginosa del cambio y el acceso a todo un tipo de ‘vivencias históricas’ a nivel mundial está reduciendo extraordinariamente el intervalo de tiempo que caracteriza a la definición de una generación.

En concreto, los jóvenes se sienten hermanados en la distancia, y experimentan un ‘efecto contagio’ de valores y modas que se extiende con rapidez a través de Internet y otros medios de comunicación.

El conjunto de experiencias locales que marcaban generaciones pueden ahora unir a todo un grupo muy distante geográfica o culturalmente pero similar en su rango de edades.

Rangos de edad para definir a las cuatro generaciones que actualmente conviven en el mercado laboral:

Generación Tradicional (GT): personas de más de 58 años (nacidos hasta 1946)

Generación Baby-boom (BB): nacidos entre 1946 y 1960, entre 44 y 58 años.

Generación X: comprendidos entre los 25 y 43 años, nacidos entre 1961 y 1979.

Generación Y: jóvenes entre 18 y 24 años, nacidos entre 1980 y 1986.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s